¿Por qué no le conviene ser un desconocido en internet?

¿Cuántas personas le pueden comprar a un desconocido?

Si por lo menos no tiene buenas referencias del producto y tampoco conoce al vendedor, es poco probable que una persona se sienta en confianza de entregar su dinero a cambio de un producto o servicio. En palabras de Stephen M. R. Covey, “cuando la confianza sube, la velocidad sube y los costos bajan”, y los mejores indicadores de esta confianza dentro y fuera de una organización son los clientes: si éstos regresan, si hablan bien de la marca y se establece una relación a largo plazo, entonces hay confianza y el negocio crece.

¿Y qué tienen que ver las páginas web y las redes sociales con confianza?  Se sabe que ocho de cada 10 personas buscan productos en internet, principalmente para obtener referencias. Por otra parte, el Global Online Consumer Survey, elaborado por Nielsen Online, demuestra que 70 por ciento de las personas se deja llevar por las opiniones en internet (redes sociales) acerca de una marca o producto, así como las opiniones en la página web corporativa.

Entonces si su empresa no está en internet y si ahí no están hablando bien de usted, posiblemente se esté perdiendo de una buena parte del mercado.

Las empresas son personas y llegan a personas

Algo importante en la imagen que su empresa tenga en internet es recordar que su marca está sostenida por personas y trata de solucionar las necesidades de personas aun cuando su cliente sea otra empresa. Por lo tanto, lo que la gente espera de su página web y redes sociales es encontrar personas que estén actualizadas, que le resuelvan necesidades, que sean confiables y divertidas. Usted necesita dar una personalidad a cada canal de comunicación (página web, Facebook, Twitter, Google Plus, Pinterest, etcétera).

No es tan fácil como parece

Si bien necesita tener muchos seguidores en internet, lo que más necesita es que ellos confíen y prefieran su marca, por eso son tan importantes los mensajes que publique en su página web y en redes sociales. A las personas les gusta conversar con alguien interesante y esa es la personalidad que usted debe dar a su marca. Para ello es necesario publicar contenido propio, bien redactado, con imágenes de calidad, buen sonido y excelente producción.

¿Quién se encarga de producir el contenido?

Cada palabra e imagen en internet puede ser rentable si detrás de ella existe una estrategia con objetivos específicos. Y si uno de sus objetivos es llevar tráfico a su página web para que sepan que existe y qué es lo que vende, mejorar la imagen de su empresa, aumentar la cantidad de contactos y posibles clientes, conocer lo que las personas piensan acerca de su marca y conocer acerca de las necesidades que tienen respecto al servicio o producto que les ofrece, incluso interactuar con sus clientes, entonces estar de forma profesional en internet será una buena inversión.

Con la diversidad de opciones y las tendencias de los consumidores de internet, no es suficiente unas palabras y una imagen bonita en su página de Facebook u otra red social. Usted necesita materiales propios, artículos, fotografías, infografías, anuncios (banners), contenido en audio y vídeos que, amarrados a una estrategia de comunicación con conocimientos de posicionamiento en la red, le permitan llegar de forma eficiente a los consumidores.